Hay gente de gente!

Esta es una expresión que utiliza regularmente mi madre para describir algunos buenos (y malos) seres que habitan nuestra hermosa, querida y contaminada tierra. La usa para mostrarnos como pueden existir personas que hagan el bien en cualquier momento, aun siendo muy poco y aquellas personas que pueden hacer el mal incluso de manera inconciente.

No puedo evitar recordar el capítulo de ayer donde Dr. House se confiesa ante el Psiquiatra indicando que no tienen amigos, que si tiene, es uno solo (Wilson obviamente) que se cala todo de él pero lo aprecia de muchisimas formas y obviamente House lo respeta por ello; en fín, creo que mi Asperger me hace notar más la razón de House que cualquier persona común; House no tiene amigos porque (igual que yo) no puede evitar decirle las cosas a la gente en la cara y esta sociedad nos enseña a no permitir estas cosas, pero irónicamente, nuestra sociedad nos enseña a “pedir disculpas y perdón” en vez de tratar simplemente de evitar que los problemas ocurran y si ocurren pagar pena y penitencia por ello en vez de solamente “pedir perdón” porque como siempre he dicho, las acciones y no las palabras son las que “libran de pecados y penitencia” nuestra vida …

Es muy fácil pedir disculpas por un error … difícil es enmendarlo …

La travesía empieza el día de ayer, cuando encontrandonos en el banco para cobrar la pensión; mi madre se percata de una señora que viene en bastones con un aspecto de enfermedad y acompañada de un joven de 12 años; le pareció prudente cederle el turno (aunque ella ya es tercera edad y tiene problemas de artrosis y osteocitos en la pierna y hombro izquierdo) ya que se veía bastante enferma; la señora procede a pasar (mi madre se extraña que a diferencia de otros ancianos, esta no da las gracias) cobra su pensión y se retira.

La cosa hubiera llegado hasta ahí de no ser porque al salir del banco vamos hasta el Central Madeirense de compras y para sorpresa, nos encontramos a la señora “enferma” completamente normal, rozagante y jovial, al notar que mi mamá se le queda mirando “despectivamente” ella procede a pasarle altanera por un lado y le golpea el hombro; sin saber que mi madre sufre de osteocitosis en el hombro izquierdo y el golpe de plano le bajó la tensión y le comenzó un dolor terrible …

Gente irresponsable que no sabe lo que hace …

Luego de tomar su calmante y su medicina para la tensión; esta se le dispara violentamente hasta 170/100 y procedemos a llevarla a la clínica.

Si esa vieja tuviera la conciencia de lo que nos hizo pasar su patanería y su altenería …

En el taxi para la clínica nos encontramos con una cola como de 4 vehículos que avanzaba muy lentamente; cada uno celular y blackberry en mano, el taxista como ve nuestro apuro en llegar intenta pasar una camioneta pick-up donde el tipo venía muy felíz por el centro de la vía a baja velocidad y para colmo escribiendo en su Blackberry, pero no bastó con que intentaramos pasarlo cuando su energúmeno venezolano sale a relucir y nos tira el carro y acelera para evitar que pasaramos, “tal vez no le gusta que lo coleen” replica el taxista, volviendo a quedar atrás de él al tipo le pareció “muy gracioso” volver a desacelerar y trancarnos el paso; como diría cualquier obstinado caraqueño en una cola “me pasarás cuando me dé la gana”; el taxista decidió desviarse y llegamos gracias a Dios a nuestro destino.

Mientras atendían a mi madre en la clínica recibo llamadas de varios amigos preguntando por ella; amigos de antigua universidad (UCLA) y ahora médicos de la clínica la saludan; mientras la atienden yo, procedo a tomarme un café…

Conversando con la cajera llega un señor muy mal encarado, su hijo se cayó y se rompió la frente y sangra un poco; la cajera le pide “cédula del joven paciente por favor”, el hombre replica “no tiene”; la mujer le insiste y una enfermera le dice “debe tener como doce años, debería tener cédula” a lo cual el señor fúrico responde “no se meta vieja loca” e inmediatamente mira a la cajera y dice “coño!, entonces que se me muera el muchacho!” a lo cual sale rápidamente y se va.

En la clínica por fin le dan de alta a mi mamá; en caja mi mamá se da cuenta que el cardiólogo no le cobró la consulta y solamente le cobraron los medicamentos del tratamiento.

Muchas preguntas pasaron por mi mente; hasta comenté recordar ese momento del Dr. House donde al final, el psiquiatra en parte la da la razón a House al determinar que no siempre debes abrirte a las personas, bastan con ser bueno con ellos y dejar que las cosas pasen; que no necesitas muchos amigos, solo uno que te siga y valga la pena (a pesar del dinero, problemas, desdichas, sinsabores, etc); no entiendo como una persona (mayormente un venezolano) puede tener esa conciencia limpia sin asumir las responsabilidades civiles por todo lo que hace (que ganaba con hacerse “el gracioso” y no dejarnos pasar?, cuantas vidas se habrán perdido en ambulancias por retrasos por colas inauditas como esa, o por los huecos que nadie tapa y del que nadie se hace responsable?), ¿como puede un padre en vez de estar preocupado por el bienestar de su hijo, venga insultando y de una manera altanera e irresponsable?; ¿qué necesidad tiene de “querer hacerse la viva” a la vieja del banco y además, que ganaba con pagar su molestia con mi madre? y del lado contrario tenemos las recompensas de años de forjar verdaderas amistades que siempre estan con ella, no en los momentos de celebración o de fiesta, no en los momentos de abundancia, de pago de favores, sino en los momentos de necesidad, en los de angustia, los amigos están para apoyarse en esos momentos, para tomarte la mano y estar ahi en enfermedad, llevarte a un hospital, para todo lo demás estarán los panas y todos son panas.

… Y en conclusión; creo que ya esa “viveza criolla venezolana” no está ayudandonos para nada en salir adelante …

Acerca de phenobarbital

http://about.me/phenobarbital

Publicado el 23 octubre 2009 en Uncategorized. Añade a favoritos el enlace permanente. 3 comentarios.

  1. Excelente post. Yo sufro de eso,de ese mal de decirle a la gente la verdad simple y llana.¿Amigos? reales muy pocos,porque descubri que la gente prefiere que se le digan mentiras que verdades.

  2. excelente reflexión, y de acuerdo con l psiquiatra de House (tremendo capitulo x cierto)
    en eso nos hemos convertido los venezolanos, x suete aun hay gente con vlres com tu madre,y tu.
    saludos

  3. Saludos Omar y Curiosa, disculpen la mala redacción del artículo y me da pena darme cuenta después, fue escrito como diria ‘con las tripas’ por ese deseo de expresarme después de toda la frustración acumulada del día, lo cual por desgracia para este país, cada día es mucha más frustración.
    Realmente los amigos “dicen serlo”, pero no lo son, yo tengo un severo problema de anti-socialización que a veces me lleva incluso a experimentar con mis amigos, he tenido casos que los he atendido, llevado a hospitales, se han quedado bajo el cobijo de mi casa, les he dedicado mucho de mi tiempo y experimentalmente les he “cometido algún error” (simplemente no dejo de ser científico) y el orgullo no los deja perdonar, olvidan todo lo que uno ha hecho por ellos y simplemente se llenan de rencor y de reproches … como te digo, tal vez por eso no tengo amigos; ya nadie soporta que le digan las verdades en la cara …
    Omar, no me creo en lo absoluto especial, de hecho a veces me considero un ser extraño inmerso en una sociedad de comiquita … a veces eso es más frustrante de lo que crees, aunque a veces la gente diga “que bueno es que aun existan” los frustrados como yo …
    Agradezco sus comentarios! … muchisimos saludos y un respeto y cariño enorme para ustedes …

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: