Archivos Mensuales: noviembre 2008

Esta generación …

Hace algún tiempo (mediados de los 90) escribía cosas para no solo recordarme a mí; sino a los demás, lo importante que era nuestra generación (y las subsiguientes), una de las generaciones más importantes que hubieran habitado el planeta (por muy victoriano que sonara eso) …

Cuando pienses en cosas como “mi novio no me quiere”, o “para que seguir viviendo si ella no me quiere”; recuerda lo importante que es tu vida, tu alma y tu aliento para las generaciones actuales y futuras …

(A principios … un escrito fechado en 1996, lo encontré en algún cuaderno mio perdído por ahi) …

A principios del siglo XVIII América era esclava y conocieron a Bolivar
A principios del siglo XIX, no se podía trabajar más duro; y se inició la Revolución industrial
A principios del siglo XX, no se podía ir más rápido y apareció el automóvil
En los inicios del siglo XX; casi nadie le creyó a DaVinci, pero nació el Avión
A mediados del siglo XX; nadie le creyó a Bon Braum; pero llegamos al espacio
Mis abuelos nunca creyeron que verían a alguien llegar al espacio e incluso vieron a Amstrong en la luna
Mi madre a veces no creía en el poder de la ciencia; pero vió al Viking en marte y tal vez llegue a ver hombres allá
Mi generación quería calcular más rápido y nació el computador personal
Pero esta generación; esa es única, porque solo 1 de cada 5000 generaciones llega a ver el fin de un milenio, 1 de cada 20000 llega a vivir el fín de una era; pero solo esta generación; una de cada 13 millones de generaciones en la historia de la humanidad, serán testigos de como despega nuestra infancia terrestre y abandonamos a madre Gaia para sumergirnos en la adolescencia de la conquista del espacio!
Regocijate pues; oh simple mortal; porque serás en tu vida testigo de cosas que nadie más verá; así que cuidate y disfruta de tu vida en total plenitud …

Así que asuman su valía de esta generación, olviden cualquier tabú, cualquier mala idea y disfruten a total plenitud esta vida … así reencarnemos, esta generación será única … disfrutala! …

Cumpliendo con el derecho al voto

A pesar de las interminables colas para salir de Caracas; del maltrato físico que a veces uno llega a tener en los terminales del país, a pesar de la lluvia, el malestar y todo lo demás; este fin de semana viajé a Barquisimeto para cumplir con mi sagrado deber de ir a votar; como siempre, debo contar como anécdota que al presionar F1 sobre la máquina de votación salté yo a ayudar a una serie de ancianos a explicarles como votar y a cumplir su derecho ciudadano, pareciera que tengo alguna especie de “Hálito sagrado” sobre los dispositivos electrónicos que la gente me pregunta a mí como funcionan.

Asistí con mi madre (que por la Artrosis le cuesta bastante caminar sola) y como a ambos nos toca en la misma mesa; pues no tuvimos problema alguno en sentarnos, esperar nuestro turno y votar.

Espero que todos hayan cumplido este sagrado deber y que las cosas se desenvuelvan con total normalidad.

Me sorprendió además sobremanera que ahora las empresas encuestadoras contratan psíquicos para la realización de los Exit Polls; en este caso, un par de jóvenes sostenían papelitos, miraban a la persona y al parecer con una leída mental ya sabían que habia votado la persona pues los veías escribiendo sin siquiera detener a alguien y preguntar ¿por quién votó usted? … toda una hazaña de la parapsicología moderna …

Tampoco me pareció efectiva la campaña de aprendizaje y concientización; la gente es experta mandando mensajitos de texto, usando su blackberry o haciendo cualquier tipo de morisqueta en sus cámaras del celular pero “no saben presionar un óvalo!”; había también problemas en las personas miembros de mesa que les costaba explicar el asunto de votación a los electores.

Como nota jocosa de este proceso electoral está la candidatura en mi ciudad del “Indio” Pastor López; creo que le faltó una mejor consigna de campaña; si hubiera sido algo como “Es un candidato con otro tumbaoo, pa que barquisimeto perree duro mamá!” y que hubiera decretado el raspa-canilla y el reggeton como baile típico (por encima del tamunangue); pos hubiera ganado más adeptos.

Todos, a esperar los resultados! … y felicidades por esta jornada cívica …

Caracas

Caracas es una ciudad extraña, a veces adorada, a veces aborrecida, oscura y mítica; ciudad donde todos somos aéreos y muy pocos tocamos el piso; ciudad de contrastes, todo se puede, todo se vale.
Ciudad de falsos dioses; donde la imaginación es más fuerte que la realidad, nadie nota nada más allá de su propia imaginación, de sus propias creencias, de su propio Dios. Para el caraqueño católico no existe changó; para el ifaista no existe Alá, para el chavista los escuálidos son minoría y para los opositores los chavistas son ficticios; por desgracia en Caracas el humo no solo nubla nuestros ojos.
Acabo de escuchar canarios cantar, son las 2 y 38 de la mañana, sé que no fué mi imaginación, he abierto la ventana para confirmar, Hector Lavoe cantando “el periódico de ayer” incesantemente para una adormecida y alcoholizada turba de gente bailando cómoda en algún lugar del centro; disparos seguidos de gritos secos que ya nadie oye, ambulancias, sirenas, vehiculos a toda hora por todas sus calles, alcantarillas golpeadas y un sin fín de sonidos más llenan el ambiente, el ambiente de un valle que nunca duerme y nunca nos dejará dormir.
En estas alturas hasta el viento se oye distinto, transportando leves sonidos como ecos lejanos, fantasmas, voces del pasado y absurdos trinos de pajaritos que me intrigan y evitan que me mantenga concentrado.
Ya va a ser de día; son las 5 y 23 de la mañana y minúsculos crepúsculos se divisan por sobre el teatro Teresa Carreño y el parque Botánico, el sol amanece y la ciudad se vuelve cada vez más activa y bulliciosa; Caracas se está despertando.

Perdiendo y ganando el pasado …

Como podemos perder tanto de lo nuestro y no recordar?, como podemos estar todos los días caminando por una calle donde estuvimos ayer?, a veces no sé si agradecer o sentirme profundamente dolido por la afición que tengo por olvidar las cosas y por coleccionar hechos, detalles y apuntes que me lleven a recordar; aunque sea a veces demasiado tarde.

Estuve revisando un viejo cuaderno; desvencijado y amarillento como mis recuerdos de aquellos días, por las fechas data de 1994, de cuando todavia hacer “blogging” era offline y en cuadernos de cualquier tipo (incluso robaba los cuadernos de mis hermanos para tener material de escritura), ahora todos escriben de las más interesantes o absurdas cosas, cuando el papel y la información eran escasos, escribir era un privilegio y solo podía ser hecho cuando las musas venían a nosotros.

Muchas cosas interesantes he encontrado en ese cuaderno, flanqueado en su primera página por un logotipo que dibujé del disco de Aerosmith (“Get a grip”; era realmente fanático en aquella época), aunque obviamente tenia que “tomar prestado sin pedirlo” el disco de Aerosmith para poder escucharlo. En la parte posterior del cuaderno pude encontrar listas de amigos, nombres que debía recordar (y que por cierto olvidé) para no cometer la falta que cometí en escuela primaria de quedar sin ningún amigo (en estos momentos, he perdido el contacto con todos esos nombres); frases interesantes escritas por Ana Iris como “No importa, todo pasa, tarde pero pasa; al final nada importa”, bosquejos de dibujos, nombres de artistas y canciones (como para que nunca olvidara lo que alguna vez como música escuché) y textos a veces sin ningún tipo de sentido.

Un texto interesante es un papel donde por una cara se esconde una vieja chuleta de matemática (si; siempre he sido y seré malo con las matemáticas) y por la otra, una dirección y unos nombres anotados a mano, entre ellos encabezando un correo electrónico liora_adler@aol.com, la conocí (junto a sus amigos) en un evento de vida alternativa realizado en 1995 ó 96; bajo el nombre de “La caravana de la paz” pasaron por Venezuela (y por Barquisimeto) y los conocí y agradablemente sostuvimos varias conversaciones acerca de su modo de vida, de las comunas, sobre la vida en hermandad, sobre el viaje del “gran arcoiris de la paz” y sobre el movimiento comunal mundial; además de evidentemente de la comunidad de la gran caravana en Hue Hue Coyote (huehuecoyotl: http://www.siriuscoyote.org/Ecovillage/visitantes.htm).

Como perdí contacto con esa extraordinaria gente?, tengo sus correos electrónicos, sus números, hasta sus direcciones en México, Brasil y USA, las rutas de la caravana; es grato saber que Internet me vuelve a traer sus rostros; a Liora (http://ecovillage.org/internal/Organization/Bios/Council/liora.html), a Alberto Ruz (http://www.huehuecoyotl.net/alberto.html), a Svante Vanbart (http://www.huehuecoyotl.net/svante.html) el fotógrafo de la caravana y de huehuecoyote; su trabajo fue muy inspirador para mi en aquella época; también recuerdo a Bea (Beatriz Briggs: http://www.huehuecoyotl.net/bea.html); quien gracias a Internet ahora veo que posee una fundación que ayuda a las personas a manejar el concenso, el liderazgo y el trabajo en grupo (http://www.iifac.org/index.php); me imagino que tendré que contactarla algún día.

Ver la dirección física de la casa de Alberto Ruz en México (apartamento 111, en Tepoztlán, Morelos, 62520); anotada tanto en mi papel de hace ya 11 años como en una página web (http://www.lacaravana.org/2006/espanol/HOMESP.HTM) me hace recordar que todo eso ocurrió y que mi actual laguna de olvido es simplemente un abandono de mi ser y de mis costumbres, formas de pensar, hábitos, todo se había querido ir colado entre piedra y asfalto, rodeado de muros y monotonías; si bien es cierto que odio las ciudades, la vida mundana sin sentido, el trabajar sin demostrar amor a tu sociedad, de vivir sin convivir, sin ayudar al prójimo y de regalar cualquier cosa que te sobre para que otro pueda ser mejor persona; me doy cuenta luego de esto que he perdido mucho en el camino y no soy mejor que cualquier funcionario público cuatrero que vive su vida sin marcar cambio en la de los demás.

Veo gracias a Internet que Huehuecoyotl (http://www.huehuecoyotl.net/Miembros.html) y que la caravana de la paz aun existen (http://www.lacaravana.org/2006/espanol/HOMESP.HTM), espero algún día no solo no volver a olvidarlos sino además, volver a visitarlos; darme cuenta que la vida aún sirve para algo más que instalar computadores.

Qué anécdotas; mi primera tarjeta magnética de CANTV, de 2000 Bs, la carátula de mi disco perdido de Miguel Rios, una carta de una prima en Estados Unidos, mi primer pasaje de Aeroexpresos luego de su inauguración (que inició operaciones desde Caracas por allá por 1994), anotaciones sobre viejas recetas de dulces (sobre mi venta de tortas y dulces que llevaba con mi mamá por esas fechas, cuando aún estaba en el bachillerato), cosas que anoté para no olvidarme de quien era; un chico soñador e inquisitivo que soñaba con tener una dulcería, un centro de juegos, ser el primer político honesto y tener una gran colección musical…

Ya ni de lo último podemos contar …

A %d blogueros les gusta esto: